Procesos de emprendimiento… ¿En cuál debo participar?

Procesos de emprendimiento… ¿En cuál debo participar?

¡Hola de nuevo! En esta ocasión (y nuevamente), me abstendré de continuar escribiendo acerca de las distintas metodologías para el desarrollo de la creatividad. En su lugar vamos a abordar algo más situacional que está sucediendo en Guatemala, incluso en países aledaños debido a las dinámicas económicas adoptadas por distintos gobiernos para subsanar los estragos causados por la pandemia (Covid-19), y me refiero al apoyo al emprendimiento y Mipymes en general. 

Definitivamente estos tipos de ayuda nos caerían como agua de mayo ya que la pandemia afectó en gran proporción a los negocios pequeños o grandes, hasta el punto de causar el cierre de los mismos, nuevamente sin importar su tamaño. Sin embargo debemos de ser conscientes que la mayoría de estos programas y dinámicas para fortalecer al emprendedor y empresario son entregadas de forma gratuita a fin que la economía local y regional se vea estimulada de una forma adecuada… Pero que sean gratis para las personas no quiere decir que sean dados por caridad, sólo que alguien ya pagó por esas capacitaciones, en la mayoría de casos el gobierno o un cooperante internacional.

Ahí es donde comienzan los problemas y lo puedo dividir en dos partes, el cooperante o gobierno que busca generar impacto y la entidad encargada de capacitar. ¿Suena bien verdad? Lastimosamente no lo es, puesto que pocas veces la capacitación que realmente necesitan los emprendedores llega por medio de los proyectos formulados por un gobierno o cooperante que lo ve todo detrás de un escritorio, donde se asumen muchas cosas sin conocer los contextos de cada región o países donde se planea trabajar.  Por otro lado una entidad que busca captar todos las formas de financiamiento para mantenerse a flote, donde en algunas ocasiones se deja de lado las necesidades explícitas y latentes de los emprendedores para asegurar los proyectos con cooperantes o gobierno poniendo al emprendedor como un producto para la supervivencia de dichas entidades en lugar de un agente catalizador de la economía local que debe ser puesto en el centro del ecosistema y trabajar sobre lo que expresa: molestias, preocupaciones, etc.   

¿Por qué es importante tomar esta información en cuenta?

Como he mencionado brevemente en el párrafo anterior si bien puede existir una oferta amplia de programas de formación empresarial, es probable que no ofrezcan las soluciones que realmente necesitamos y lo único que logran es hacernos perder el tiempo (en el mejor de los casos). Por lo que es necesario informarse de forma adecuada antes de participar en estos proyectos y así evitarnos dolores de cabeza a futuro, también debes tomar en cuenta que muchos de estos programas ofrecen “golosinas o chucherías” para los emprendedores con el fin de lograr la captación mínima de personas que necesitan para funcionar: capitales semilla, sorteos, visibilidad, promoción, etc. 

Haciendo hincapié en el tercer párrafo de este artículo, con estas prácticas lo único que se logra es tener al emprendedor como un requisito o una mera moneda de cambio por financiamiento para asegurar la funcionalidad de programas de “apoyo”. Dejando de lado las prioridades que podrían ayudar a una formación íntegra.

El emprendedor como núcleo del ecosistema

Si estás relacionado con temas de emprendimiento es posible que hayas escuchado acerca de sus ecosistemas y lo que la teoría nos indica sobre los emprendedores, estos son el núcleo sobre el cual se construye dicho “ecosistema” siendo liderado por sus necesidades y dolencias. No como una simple mercancía sobre la cual las entidades lucran por medio de formaciones, en su lugar un portavoz de qué debe ser cambiado para propiciar el crecimiento de los negocios y un clima adecuado para el desarrollo de procesos creativos que permitan el desarrollo de productos y servicios innovadores y escalables. 

En esta gráfica podemos observar cómo distintas áreas se unen para dar vida y soporte al ecosistema de emprendimiento. (Gráfica tomada de ecosistemas.deimpacto.net).

Análisis e introspección antes de participar

Con lo mencionado anteriormente, es importante que antes de participar en algún programa de formación analices tu emprendimiento o empresa, y desde luego a tí como persona y emprendedor. Después de analizar tu situación a detalle y con cabeza fría elige si existe algún programa que realmente te pueda brindar el apoyo que necesitas, eso es algo que solo tú puedes dilucidar más allá de lo que te puedan ofrecer como “beneficios del programa” si no logras encontrar un servicio de formación adecuado a tus necesidades es necesario que alces tu voz y des a conocer tus inquietudes y molestias acerca de lo que se te ofrece y lo que necesitas en este momento. 

Solo de esta manera podremos avanzar hacia un ecosistema más equilibrado y competitivo, puede que las “chucherías” que te ofrecen en estos momentos te suenen atractivas… incluso la posibilidad de participar en múltiples programas, ferias, concursos, etc. Pero como emprendedor debes aprender a construir lo que necesitará tu emprendimiento el día de mañana.  

¿En qué fase nos encontramos? ¿Necesitamos formación general o específica? ¿Necesitamos mentores?

Fases del emprendimiento 

Por último y dejando de lado tanta palabrería, recuerda que las fases del emprendimiento son: 

  • Pre incubación

Esta fase es para aquellos que tienen una idea de negocio y deseen verificar si la misma podría funcionar en el mercado. 

  • Incubación 

Después de validar la idea de negocio toca validar el producto o servicio y eso lo hacemos a través de un prototipo o PMV del producto o servicio. 

  • Aceleración

Y en esta fase con la empresa ya consolidada, sentamos las bases para que la misma esté lista para escalar. 

Si deseas que amplíe la información sobre las fases, cuéntame en los comentarios para que expliquemos cada fase a profundidad, sin más que agregar nos vemos en otro post. 

1 comentario en “Procesos de emprendimiento… ¿En cuál debo participar?”

  1. Pingback: Cultura de innovación ¿Qué es y por qué debemos debemos trabajar en ella? – Herramientas de organización para este 2022

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.